¡Mi Gato Tiene La Nariz Seca! ¿Significa Que Está Enfermo?

Las narices de nuestras mascotas, son un motivo de debates para nosotros, desde que son tiernas, hasta su función como un termómetro corporal, ¿entonces qué significa la nariz seca en gatos? Hay muchas razones por las cuales un gato puede tener la nariz seca y caliente que no tienen nada que ver con su salud. Por ejemplo, la nariz seca puede simplemente ser el resultado de que el gato haya estado expuesto al sol, haya estado en una habitación con poca circulación de aire o tumbado al lado de un radiador o fuego.

La nariz del gato puede pasar de seca a húmeda varias veces durante el día, sin embargo, hay algunas cosas que la nariz del felino puede indicarle sobre su salud. Si observamos su nariz agrietada y en ella hay costras o llagas abiertas, es posible que tenga un problema cutáneo por lo que debería llevarlo al veterinario para comprobarlo. Si deseas saber más sobre el tema, te invitamos a leer el siguiente artículo.

En mascotafiel.com te daremos toda la información acerca de estos hermosos animales, todo acerca de su alimentación, costumbres y cuidados, así que si eres un amante de los gatos no puedes perderte nuestros post, que están hechos con todo el amor para estos maravillosos mininos.

Te puede interesar el siguiente artículo: La Esterilización En Gatos. Una Medida Efectiva Para La Tenencia Responsable.

Nariz Seca En Gatos, Que Nos Dice Esto Sobre La Salud Del Felino.

Loading...
nariz seca en gatos
nariz seca en gatos

Si el gato está enfermo, su nariz puede estar seca debido a la deshidratación. Otra cosa a la que debería prestar atención al examinar su nariz es la secreción nasal. Si hay secreción, la mucosidad debe ser clara. Si la mucosidad que aparece tiene burbujas, es espesa, amarilla, verde o incluso negra, se debería llevar al veterinario para que lo examine

Uno de los errores más extendidos entre los dueños de gatos y también de perros, es el de creer que si la nariz está seca y caliente significa que el animal tiene fiebre. Sin embargo, son muchas las razones por las que la humedad y la temperatura de esta pueden alterarse y que no tienen nada que ver con el estado de su salud.

Mitos erróneos.

Es posible que  parezca que duerme demasiado, lo que seguramente no sabes si eres nueva en el mundo felino, es que los gatos pueden dormir hasta por 18 horas en el día, si son la versión gatuna de la bella durmiente,  y has observado que ha perdido el apetito. Piensas que puede estar enfermo y no dudas en comprobar si tiene fiebre tocándole la nariz.

Si está seca y caliente crees que le ha subido anormalmente la temperatura y si está húmeda pero demasiado fría tampoco te fías y decides llevarlo urgentemente al veterinario. Pero lo más seguro es que tu gato esté en perfecto estado de salud, porque la nariz, aunque no lo creas no es un buen indicador térmico. Que esté fría o caliente depende de la temperatura del cuerpo del animal, de la ambiental y de nuestra percepción del calor y del frío.

Por ejemplo, es posible que su nariz tenga una temperatura más alta de lo normal porque haya estado tumbado un rato al sol o cerca de un radiador mientras que si ha estado en un lugar frío, ocurrirá todo lo contrario.

En cuanto a la humedad, lo normal es que esté siempre hidratada no sólo por la saliva que deposita en ella al pasarse la lengua con frecuencia, sino porque las lágrimas se vierten de manera continuada a través de los canales nasolacrimales a las fosas nasales.

Cuándo preocuparme.

Hay varios aspectos sobre la salud de nuestro gato que podemos percibir a través del estado de su nariz. En un felino sano esta no gotea, ni presenta costras, supuraciones, tos o estornudos. Además, el animal debe respirar sin dificultad y de forma prácticamente inaudible.

no es una señal de alerta
no es una señal de alerta

Si notas que la nariz gotea, habrá que limpiar los orificios nasales con un algodón empapado en agua tibia para evitar que se formen depósitos pero debemos observar la mucosidad. Ésta debe ser clara y, en el caso de que aparezcan burbujas, sea espesa o tenga un color extraño, tendremos que acudir al veterinario, de forma inmediata. Si el goteo va acompañado de lagrimeo y estornudos podemos estar ante una posible e inminente infección viral. En el extremo opuesto, si encontramos grietas, costras o heridas abiertas, es posible que el gato tenga un problema cutáneo.

La nariz de un gato puede servirnos de indicador de su salud, pero a veces puede hacernos preocupar demasiado. Y es que, no siempre tiene el mismo grado de humedad. Sobre todo si es la primera vez que convivimos con un gato, es probable que nos surja la duda de si es normal la presencia de una nariz seca en gatos, o si por el contrario es un síntoma de que está enfermo.

La visita al médico.

Si ha presentado algunos de los síntomas mencionados anteriormente, lo mejor es que acudas al veterinario, informando sobre la situación. Mientras más rápido se haga el diagnóstico mejor. Esto es de suma importancia tenerlo en cuenta y no dejar pasar más de tres días para ver si mejora, ya que de hacerlo podría resultar fatal para nuestro amigo, sobre todo si tiene otros síntomas como problemas para respirar, vómitos y/o diarrea.

Recuerda que las mascotas son parte de nuestra familia, debemos cuidarlos y amarlos, respetarlos y sobre todo tenerlos bajo mucha responsabilidad, ya que dependen de nosotros para muchas cosas, la tenencia responsable es sumamente importante. ¡Adopta no compres!

Espero que haya sido de tu agrado este artículo, te invito a dejar tu comentario y/o sugerencia abajo y con mucho gusto la tomaremos en cuenta, nos vemos ¡Hasta un próximo post!

Lee también: Dile Adiós Al Orine De Tu Gato Por Doquier. Te Decimos Como Hacer Un Repelente Efectivo y Casero.

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.