Todo lo que debes saber antes de adquirir un perro Labrador

El perro Labrador es uno de los más populares de los últimos tiempos. Tener un perro es tener un amigo que siempre estará a tu lado pase lo que pase, una mascota que rápidamente se va a convertir en un miembro más de la familia y con la que mantendrás una relación muy especial.

Entre las miles de razas que se pueden elegir, una de las que más le gusta a la gente es la del Labrador, especialmente a los niños. No sólo es un perro muy bonito y cariñoso, sino que tienen muchas otras características que lo convierten en una elección perfecta.

Los perros labradores, también son conocidos como Perdiguero o Cobrador de Labrador, suele ser una raza canina que disfruta de gran popularidad en el mundo entero. Su carácter simpático, su gran fortaleza física, su gran capacidad de aprendizaje, su obediencia y su completa y veloz adaptación al entorno familiar, sobre todo su afinidad con los más pequeños de la casa les ha hecho ganar un trono de honor y ser los preferidos como mascotas y acompañantes.

El Labrador suele ser sumamente activo, hermoso, cuidadoso, obediente, sociable, buen nadador, enérgico, astutos como pocos y fácilmente entrenable, lo que hace que sea la mascota perfecta para cualquier tipo de persona y tanto si vive en una casa grande como en un pequeño apartamento.

Además, es uno de los perros más inteligentes y trabajadores, ya que también se utiliza mucho en diversas terapias, forma parte de brigadas caninas de la policía, como guía e incluso en el descubrimiento de mercancías prohibidas. Se dice que un Labrador bien adiestrado puede ser uno de los perros más talentosos que existen. Además, los perros de raza Labrador son unos de los más elegidos como mascotas familiares.

¿Sabías que el perro Labrador era un perro entrenado para recuperar presas cazadas en ríos y bañados, y por tal razón se le llama cobrador de agua? A su vez otras razas de perros pequeños y al aunque parecían inútiles también tenían funciones como guardianes u ovejeros, aunque hoy en día vivan en almohadones y parezcan no servir para nada.

Loading...

Un dato que debes saber es que un perro Labrador aprende en el transcurso de su vida con su dueño, el significado de unas 200 palabras humanas, así que puedes hablarle con toda seguridad que lo más probable es que te entienda y tratando también de repetirle como a un niño para así facilitar su aprendizaje, él está dispuesto a entenderte… Pero, ¿Tú estás dispuesto a entenderlo a él?

Hay mucho más que te gustará saber sobre los adorables perros labradores. Aquí te contaremos algunos datos curiosos e interesantes que tienes que saber antes de adquirir un perro Labrador y que además te harán enamorarte aún un poco más de tu mascota.

¿Cuáles son las características más comunes de los Labradores?

1. Origen del perro labrador

Su nombre proviene de la región en que se originó, la provincia de Nwefoundland y Labrador, en Canadá, y desciende de perros británicos llevados por los primeros pobladores, en su mayoría pescadores de la región.

Es una raza que apareció a partir del perro de aguas de San juan, de origen inglés, portugués e irlandés. Inicialmente, se les conoció como perros de agua pequeño, peros de aguas del San Juan o Terranova del San Juan. El Conde de Malmesbury fue quien les dio el nombre por el que ahora se les conoce “Labrador” y fue en el año 1887.

Existen dos variedades de Labrador: el amarillo o dorado, el chocolate y el negro. Son perros grandes que alcanzan a los 60cm de altura, y unos 36 kilos de peso. Tienen pelaje corto y muy denso, tanto que repele el agua bajo la lluvia. Tiene cabeza grande y ancha, con ojos amigables y expresivos. Con quijadas fuertes y poderosas. Las orejas cuelgan junto a la cabeza. Su esperanza de vida suele ser de 10 a 12 años.

Los primeros labradores que existieron eran por lo general los perros de agua que venían de Terranova, no de Labradores. Los Terranova a principios de 1800 tenían diversos tamaños, con el más pequeño de ellos, “menor” o “San Juan Perro”, fue la primera encarnación de Labrador.

Estos perros negros de tamaño mediano y corto, buscaban no sólo los guerreros, sino también pescados, aquellos que estaban tirados de pequeños barcos de pesca en el agua helada y además también ayudar a los pescadores en todas las tareas que necesitaban para nadar. La carrera terminó desapareciendo, en gran parte debido a los fuertes impuestos sobre los perros.

Pero un grupo grande de labradores fueron llevados a Inglaterra a principios de 1800, y fue a partir de estos perros cruzados con otros perdigueros, la carrera continuó. Fue también como en Inglaterra la raza gano una gran reputación con un motor de búsqueda extraordinaria para los combatientes de las montañas. En un principio, los creadores dieron preferencia a los negros y se sacrificaron los colores amarillo o chocolate. A comienzo de 1900 otros colores empezaron a ser aceptados, aunque no tanto como el color negro. Se convirtió en la raza más popular de América en 1991 y se mantiene hasta nuestros días.

2. Cola de nutria de los perros labradores

Uno de los atributos que diferencia a la increíble raza de perros labradores en su cola. Ellos suelen tener una cola gruesa en su nacimiento que se vuelve más delgada al acercarse a su terminación. No es muy larga y tampoco adquiere una forma curva sobre el lomo del can. El pelo de la cola es grueso y corto. Además, su forma y tamaño la hace semejante a la cola de una nutria.

3. Colores y cruces de un perro labrador

Los perros labradores pueden ser de color negro, marrón o amarillo. En el caso de labradores amarillos las tonalidades van desde el beige hasta los tonos rojizos. Los marrones van desde el marrón más claro hasta el marrón más intenso. Las crías resultantes de ciertos cruces de labradores de distintos colores nacerán negros, marrones o amarillos, pero nunca combinados.

No se ha demostrado científicamente que los comportamientos desviados son más comunes en un color que el otro. Pero se ve que ocurren la mayoría de los problemas en los labradores amarillos y chocolates (ambos colores son recesivos, el color chocolate es aún más recesivo que el color amarillo).

Debe tener en cuenta que los labradores amarillos son un poco más agitados, más ansiosos y tienen problemas más temperamentales que otros colores. Esto puede explicar el hecho de que el labrador amarillo se hizo muy popular, muchas personas cruzan sin tener un conocimiento de dicha raza (la mayoría de las personas lo hacen sin darse cuenta del temperamento del can.

Lo cruza sólo por el simple hecho de ser bonito, y no se da cuenta de que está cruzando un perro muy ocupado, agresivo o temeroso). ¿Por qué vemos tantos Labradores amarillos problemáticos? (¿Recuerdan la película “Marley & Me”?). No es recomendable cruzar un labrador de color amarillo con un labrador chocolate, o dos labradores color chocolate por tres generaciones siguientes.

Estos cruces generan un problema de despigmentación de membranas mucosas y en los ojos. Un bozal labrador amarillo y con ojos claros no está dentro de la norma y nunca se deben cruzar, ya que esto puede ocasionar despigmentación y cáncer de piel debido a no tener melanina para proteger estas regiones (como la nariz).

Perro Labrador

4. Salud del perro labrador

Los labradores son, por lo general, perros con mucha energía al que le conviene hacer mucho ejercicio, y además de eso, perros muy sanos que no necesitan muchos cuidados para mantenerse saludables. Una buena alimentación balanceada y ejercicios en exceso son la clave para su bienestar y también para evitar la obesidad que puede producirle displasia de cadera, hombro o coda. La displasia suele ser una enfermedad muy común en los labradores que provoca dolor, dificultad de movimientos y atrofias musculares. Lo ideal es que realices tres paseos diarios con él, y que al menos en uno de ellos juegue un buen rato y socialice con otros canes.

5. El Labrador es excelente nadador

El perro de agua fue utilizado por los pescadores ingleses a mediados del siglo XIX como ayudante en las labores de pesca y luego fueron usados por los cazadores para recuperar las presas en ríos, lo que le ganó el nombre de cobrador de agua. Por tal razón es la afición de esta raza por el agua y su condición de excelentes nadadores.

6. Temperamento de los labradores

Son pocas las razas que merecen tanto éxito como el Labrador. Lo cual es dedicado, obediente y amable, esta raza se lleva bien con los niños, con otros perros y mascotas. Además, puede ser un perro tranquilo dentro de casa, un comodín en el patio e intenso en un campo, todo en el mismo día.

Ellos tienen un fuerte deseo de complacer, les encanta aprender y sobresale en la obediencia. Un Labrador aburrido puede meterse en problemas, destruyendo lo que está en frente de usted.

7. Cosas que comen los perros Labradores 

Una buena nutrición no sólo es para mantener a nuestro can saludable, sino que el hermoso pelaje característico de los labradores requiere de algunos cuidados, principalmente alimenticios. Será esta la razón la que nos indique si un labrador no se está alimentando bien ya que tendrá un pelo con poco brillo.

Es muy importante una buena alimentación, rica en nutrientes, con muchas proteínas y muy pocas grasas, debido a que su crecimiento y peso hacen que puedan llegar a sufrir dolencias en sus articulaciones, como por ejemplo la displasia de cadera, que bien podría ser erradicada, ya que es genética.

Como los perros labradores están propensos a la obesidad, ganan peso con facilidad, sobre todo si comen mucho y no tienen ejercicio. Por ello, el labrador no sólo necesita un cuidado con los alimentos, sino también con los ejercicios y estimulación diaria.

Algunas recomendaciones finales sobre el perro labrador

Los labradores en su etapa de cachorros, especialmente entre las 8 a 12 semanas, deben socializar con otros canes y personas, ya sea a través de juegos en un parque o con distintas actividades. Esa edad suele ser la crucial para su entrenamiento y educación, así que enséñale bien todo antes de que la sobrepase.

Además, es importante saber que hasta las 12 semanas tienen que comer 4 veces al día, 3 hasta los 6 meses y 2 hasta el año. Una vez que pasa del año, se recomiendo darle sólo una comida al día o bien se le reparte en dos raciones más pequeñas.

Y finalmente es todo lo que deberías saber antes de adquirir a uno de los perros más hermosos, el Labrador.

También puedes leer sobre: Las razas de perros grandes más importantes. 

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.