Perro lobo checoslovaco: el descendiente del lobo

La raza de perro lobo checoslovaco surge del cruce entre el perro pastor alemán y el lobo en su tierra de origen: Checoslovaquia, de ahí su nombre.

perro lobo checoslovaco 2

Se trata de una raza canina cuya apariencia es tremendamente similar a la de un lobo, sobre todo por la máscara blanca de una parte de su cara, pero también por su constitución, pelaje y movimiento. Su aspecto es fuerte y ágil y se puede decir que se sitúa entre el perro mediano y el perro grande en lo que a tamaño se refiere.

Tiene la cola larga, recta y caída cuando está en reposo, orejas puntiagudas hacia arriba, hocico algo alargado y cuerpo cuadriculado.

El pelaje está pegado al cuerpo y dispone de una subcapa bastante densa de pelo. Los colores predominantes se basan en el gris: van desde el gris amarillento hasta el gris plata.

Características especiales del perro lobo checoslovaco

Estos perros son muy enérgicos y dicha energía debe ser extraída mediante paseos, ejercicios y juegos para que el animal se “desfogue” fuera del hogar. En este sentido es muy importante darle espacio y actividad al perro lobo checoslovaco.

No son animales apropiados para vivir en un apartamento pequeño, por lo que no se recomienda su adquisición para este tipo de hogares. Si usted dispone de una casa grande con patio o jardín su perro lobo checoslovaco estará mucho más agusto que encerrado entre cuatro paredes. Sin embargo, debe tenerse cuidado porque esta raza canina es una gran trepadora y puede saltarse vallas de hasta 2 metros de altura, por lo que vigile esta circunstancia en su jardín.

Debido a su carácter temperamental, no se recomienda dejarles atado a un árbol, farola o a ningún sitio. No son perros que toleren bien este tipo de actos.

Por otro lado, cabe destacar que debido a su gran inteligencia estamos ante un tipo de perro que se aburre muy rápido de juegos repetitivos o de actividades rutinarias. Debemos innovar en este sentido para mantener a nuestro perro activo y alegre.

Loading...

En lo que respecta  a la salud del perro lobo checoslovaco no existe ninguna enfermedad hereditaria de la raza ni nada parecido: son perros muy sanos. Debido a su musculatura puede llegar a sufrir displasia de cadera como el resto de perros grandes de los que ya hemos hablado en esta página.

 ¿Cómo se comporta el perro lobo checoslovaco?

Esta raza canina es muy activa y enérgica, además de valiente y juguetona. Se definen como perros muy inteligentes que muestran una gran fidelidad hacia sus dueños pero son excesivamente desconfiados hacia personas extrañas que no conocen. Su carácter es fuerte pero con un buen adiestramiento se puede conseguir un perro lobo checoslovaco dócil y obediente sin ningún problema. De hecho, al final, da igual de qué raza de perro hablemos en lo que a temperamento se refiere: todo dependerá de la educación, adiestramiento y socialización que se le brinde.

Son perros aptos para convivir con niños y otros animales si se les educa desde cachorros para ello. No hay ningún problema en lo que respecta a sociabilizar con miembros de su propia familia.

En definitiva, si usted tiene una casa grande con patio, jardín o espacio para que su perro lobo checoslovaco pueda sentirse bien, no lo dude e incorpore un perro de esta raza a su familia.

Loading...

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.